.
Definición de moneda
.

Introducción

Durante los últimos 100 años el coleccionismo de monedas se convirtió en una afición masiva en todo el mundo. Monedas se han convertido en más baratas, más accesibles y más interesantes. Al mismo tiempo hubo quienes decidieron hacer dinero en esta afición, incluso los bancos centrales de la mayoría de los países. Ellos comenzaron a producir una gran cantidad de diversos productos especialmente para coleccionistas, de cualquier material y de diferentes colores y formas, y los venden a cien veces más caro que el coste de fabricación únicamente porque tienen alguna denominación. Debido a estos productos, los catálogos numismáticos están creciendo a pasos agigantados (por ejemplo, el catálogo Krause del siglo 21 llegó el espesor del catálogo del siglo 20 ya en 2015), y en las tiendas numismáticas las monedas verdaderas se pierden entre estos productos comerciales. Ya ahora me parece absurdo, y la situación va a empeorarse: cada vez más países van a encontrar que la producción de estas "monedas" es una fuente conveniente de las ganancias.

Por lo tanto, es evidente que hay un problema: ¿qué debemos llamar moneda? Para los comerciantes es beneficioso si una moneda se considera un producto que sólo tiene dos características: debe ser emitida por un banco central o institución similar, y debe tener alguna denominación. Según ellos, la presencia de estas dos características significa automáticamente que el producto es una moneda, y que fue "puesto en circulación", aunque, en realidad, los precios de venta y compra se definieron desde el principio, y estos precios no correlacionan con la denominación. ¿Es posible aceptar esta definición "comercial" de moneda? Claro que no.

Así que uso una definición diferente, basada en lo que se consideraron monedas antes de la aparición del coleccionismo como un fenómeno masivo. Ofrezco un claro conjunto de características de moneda, así como una clasificación de los objetos de colección en base a la presencia o ausencia de estas características.

.

1. Monedas

Moneda es un producto de metal (o, en algunos casos, de otros materiales), destinado a la circulación de efectivo y puesto en la circulación de efectivo por su valor facial por un soberano (un grupo de estados, un estado separado, un monarca, o su organización autorizada). Una moneda puede ser destinada a participar en la circulación de efectivo en todo el país (grupo de países), o algunos de sus territorios o fuera de el (en ocupados, arrendados u otros territorios, así como en otros países que deseen utilizar la moneda de este país en su circulación de efectivo).

Es decir, una moneda es un producto que debe tener todas las cuatro características al mismo tiempo:

Característica 1: El producto debe tener una denominación

Sin denominación pueden ser ensayos o fichas de pago locales (por ejemplo, las fichas de Tatarstán), pero no puede existir moneda sin denominación. Denominación es la base para la participación de la moneda en la circulación de efectivo.

Característica 2: El producto debe ser emitido por un soberano

Emisión de dinero es uno de los componentes de la soberanía sobre un territorio. (En el caso de los estados no reconocidos o durante una guerra, la soberanía existe de facto.)

Característica 3: El producto debe ser destinado a la circulación de efectivo

Es un problema complicado porque hay un montón de monedas verdaderas con pequeñas tiradas y inadecuadas especificaciones. Pero en la mayoría de los casos, el destino del producto es evidente. Por ejemplo, en 1999 en Kazajstán aparecieron algunos productos con denominación "50 teñgué", diámetro de 31 mm y tirada de 50000 piezas; pero en ese momento ya existían en circulación (a) millones de monedas de 50 teñgué con diámetro de 23 mm, (b) monedas de 20 teñgué con casi idéntico diseño del anverso y con el mismo diámetro de 31 mm. El número de coleccionistas que recogen estos 31 mm "50 teñgué" es probablemente cerca de 50 mil. Conclusión: aunque el producto se da a los coleccionistas por el Banco Nacional de Kazajistán por su valor facial, no fue destinado originalmente para la circulación de efectivo, y, en consecuencia, no es una moneda.

Característica 4: El producto debe ser puesto en circulación de efectivo

Poner una moneda en circulación de efectivo significa que el soberano da la moneda a una persona privada o una organización privada por su valor facial. De lo contrario, si el precio es diferente del valor facial, eso no significa poner una moneda en circulación, eso es poner una seudo-moneda para la venta. Una moneda se pone en circulación por esta acción del soberano, independientemente de si existe una decisión oficial para eso
.

.

1.1. Monedas auto-valiosas

Estas monedas son valiosas por sí mismas como productos de metal de un determinado peso. Unidad monetaria utilizando estas monedas es igual a una cierta cantidad de un metal (oro, plata, cobre), y si hay billetes, ellos están garantizados por las reservas metálicas del Banco Central. Estas monedas se han utilizado ampliamente hasta la primera mitad del siglo 20.

Ejemplo: Perú, 1/2 sol 1908                        

.

1.2. Monedas parcialmente auto-valiosas

Están hechas de una aleación, en la que hay una proporción suficientemente grande de un metal precioso. Ellas estaban en uso juntas con las monedas auto-valiosas como sus fracciones hasta la primera mitad del siglo 20.

Ejemplo: México, 25 centavos 1951              

.

1.3. Monedas no auto-valiosas

Análogo metálico de papel moneda. El valor de la moneda se determina sólo por la denominación indicada en ella. El valor del metal es sin duda inferior a la denominación. Si, a causa de inflación, el valor del metal llega a ser igual o superior a la denominación, estas monedas desaparecen de la circulación (no se acuñan por el estado, se venden por la gente a los receptores de metal viejo).

Están hechas principalmente de metales no preciosos. Intentos de producir ellas de oro o plata sufren invariablemente un fracaso: aunque el costo del metal precioso es inferior a la denominación, la gente prefiere mantenerlas y no volverlas a la circulación.

Se están utilizando masivamente desde el comienzo del siglo 20, aunque ya existían antes.

Ejemplo: Georgia, 2 lari 2006                      

.

1.4. Monedas conmemorativas para circulación

Ellas tienen todas las características de moneda, pero también tienen una característica específica: debido al diseño atractivo la gente a menudo prefiere no devolverlas a la circulación y mantenerlas. Además, una parte de la tirada siempre se toma por los coleccionistas y por lo tanto retirada de la circulación inmediatamente después de haber sido puesto allí. Debido a esto, las monedas conmemorativas están presentes en la circulación en cantidades limitadas y por un corto período de tiempo, y en casi todos los países son una parte insignificante de la circulación. Y con la emisión de grandes series, como en el caso de los rusos 10 rublos, tienden a moverse poco a poco en otra categoría - seudo-monedas no destinadas a la circulación de efectivo.

Ejemplo: Tayikistán, 3 somoní 2006             

.
.

2. Productos con algunas características de monedas

Ahora vamos a describir los objetos de colección, que tienen no todas las cuatro características de monedas, pero sólo algunas.

.

2.1. Fichas de pago locales

Los productos que se pusieron en circulación de efectivo por su valor facial (a veces marcado en el producto) no por un soberano, sino por un gobierno local o una organización comercial. FPL están en uso en una zona limitada, no son una parte del sistema monetario del país, y funcionan, desde un punto de vista jurídico, en el marco de contratos de derecho civil. Aunque desde el punto de vista de la gente, son uno de los tipos de monedas.

Ejemplo: Tatarstán, "ficha de pan"         
     

.

2.2. Ensayos

Estos objetos son producidos por un soberano y se parecen a las monedas, pero el propósito de su producción no es ponerlas en circulación, pero realizar algunas acciones preparatorias antes de tal emisión (que, posiblemente, nunca se realizará). El soberano sólo quiere probar diferentes metales, diferentes opciones de diseño, etc. En algunos casos, ensayos pueden aparecer accidentalmente en circulación, pero no se hicieron para eso.

Ejemplo: Brasil, 1 real 1998           

.

2.3. Seudo-monedas acuñadas solo para blisters

Todas o casi todas de sus especificaciones (calidad de emisión, denominación, metal, peso, diámetro, espesor, diseño, año de emisión) son similares a las especificaciones de las monedas normales del país, sin embargo, ellas no son destinadas a la circulación de efectivo. Están hechas para ser vendidas a coleccionistas en blisters, cápsulas, etc. Es decir, ellas fueron puestas por un soberano no en circulación, pero para la venta por el precio que excede sus denominaciones. En teoría, la mayoría de estos productos se puede utilizar para un pago en una tienda, y muy poca gente se dará cuenta de que son de alguna manera diferentes de monedas normales. Sin embargo, en este caso, van a ser puestos en circulación no por un soberano, sino por una persona privada, por lo que no se convertirán en monedas.

Ejemplo: Lituania, 20 cents 2011                 

.

2.4. Seudo-monedas conmemorativas y de inversión

Los productos fabricados por un soberano, pero no tienen nada en común con las monedas, excepto que alguna denominación está escrito en ellos (en la mayoría de los casos - completamente arbitraria y irrealista). Así como el #2.3, no fueron puestas en circulación, pero a la venta. Además de su denominación, inmediatamente después de su producción, el soberano establece los precios de su venta y compra que superan significativamente la denominación (esto es la evidencia directa de que la denominación es ficticia). Estos productos se llaman monedas sólo para aumentar su atractivo para los compradores. En teoría, pueden ser utilizados para un pago por su valor facal (aunque no tan fácil como el #2.3, debido a que sus especificaciones y diseños son diferentes de monedas normales), pero incluso en este caso van a ser puestos en circulación no por un soberano, sino por una persona privada, y por lo tanto no se convertirán en monedas.

Ejemplo:
Rusia, "50 rublos" 2006 de oro con una imagen de San Jorge, que, desde los principios, fueron puestos a la venta por un precio superior a 4000 rublos

.

2.5. Seudo-monedas destinadas a un fraude

Tienen sólo una característica de monedas: alguna denominación está escrito en ellas. Ellas no se emitieron ni por un soberano ni por alguien que quiere organizar la circulación de fichas de pago en una zona limitada. Estos productos están hechos para uno de los dos propósitos: (a) para ser vendidos a coleccionistas como "monedas", o (b) para dañar la circulación de efectivo (falsificación).

Ejemplo:
"ensayos de euros" de Siberia

.
.

3. Productos que no tienen características de monedas

En forma y tamaño son similares a las monedas, y también pueden formar una parte de una colección, pero no tienen ninguna de las cuatro características de monedas.

.

3.1. Fichas de bienes y servicios

Fichas de transporte, teléfono, juego, máquinas expendedoras, y también otros objetos sin denominación. A veces el nombre del bien o servicio está escrito en ellas. Ellas median la venta de bienes y servicios: la ficha se compra por dinero, y los bienes o servicios se compran por la ficha (por lo general, usando una máquina). Funcionan en el marco de contratos de derecho civil.

Ejemplo:
ficha del Metro de San Petersburgo

.
.

 

 

       

ciscoins@yandex.ru